Por primera vez en Europa, Carrefour Bélgica prueba la entrega autónoma mediante robots

Al igual que Walmart en Estados Unidos, Carrefour comienza a utilizar robots completamente autónomos que podrían repartir las compras a domicilio desde las tiendas.

 

 

Por primera vez en Europa, Carrefour Bélgica está probando la entrega utilizando robots DELIVERS.AI equipados con inteligencia artificial, 100% autónomos, que podrán repartir la compra a domicilio desde las tiendas si las pruebas son concluyentes. 

 

Eventualmente, los clientes podrán realizar pedidos a través de plataformas en línea y recibirlos en 15 minutos. Este servicio extenderá la oferta de entrega a domicilio a nuevas áreas para que sea más rápida y accesible en todas partes de Bélgica.

 

Las pruebas tienen lugar en el Corporate Village de Zaventem

 

Se ha finalizado el mapeo del Corporate Village de Zaventem, las pruebas se están realizando actualmente y se llevarán a cabo hasta finales de primavera. Este parque de oficinas se extiende sobre una superficie de 60.000 metros cuadrados y está formado por 6 edificios que aglutinan una decena de empresas donde trabajan un total de 9.000 empleados. Inicialmente, se creará un panel de 20 probadores voluntarios para llevar a cabo esta fase de prueba. Luego, los robots entregarán todo el Corporate Village.

 

Entrega en la oficina, desde el Carrefour en el Corporate Village

 

En la práctica, los empleados del Corporate Village tendrán acceso a 500 referencias a la venta en el Carrefour ubicado en el corazón del parque de oficinas. El surtido se ha hecho a medida: fruta fresca cortada y bollería para el desayuno, ensaladas, platos preparados saludables y bocadillos frescos diarios elaborados en un taller in situ para el almuerzo, así como snacks saludables o de placer para la tarde. Sin olvidar lo imprescindible para las compras al final del día.

 

Un servicio de entrega 100% autónomo para 0 emisiones de CO2

 

Destinado a zonas del centro de la ciudad, este servicio pretenderá inicialmente estar disponible en grandes ciudades como Bruselas, Amberes, Lieja o Gante. El robot también será una revolución para las ciudades pequeñas o medianas que hoy no cuentan con servicio. La entrega por robot autónomo representa una oportunidad para estas áreas. 

 

DELIVERS.AI combina experiencia en visión artificial y robótica y ha creado un robot autónomo que no emite CO2. Equipado con 8 cámaras y sensores que han mapeado previamente su área de movimiento, el robot se mueve sin riesgo, esquiva obstáculos y es muy visible gracias a múltiples indicadores luminosos.

 

 

La fase de prueba, si tiene éxito, será seguida por un piloto en un hipercentro.

 

DELIVERS.AI es una tecnología de entrega autónoma con sede en Londres que tiene como objetivo reinventar la logística de última milla a través de un sistema de visión artificial y tecnologías de conducción autónoma de última generación en ciudades sostenibles. 

 


PEDIDO DE INFORMACIÓN

* Campos Obligatorios